El Director de Administración dela IntendenciaAlbertoMartínez afirmó que el año pasado la piscina funcionó sin estar habilitada oficialmente con los riesgos que esto conlleva, además que ahora se tuvo que arreglar las cañerías, la caldera y la seguridad de la misma

En declaraciones a FloridAdiario y al programa Así Estamos Martínez dijo que “en el año 2010 la piscina funcionó sin la inspección que anualmente debe realizar la dirección Nacional de Energía, que es una dirección dependiente del Ministerio de Industria”.
Agregó que “ellos tienen por un decreto del Poder Ejecutivo competencia para realizar inspecciones en todas las calderas de todas las piscinas del país, de modo que nosotros sin ese requisito formal tampoco vamos a iniciar las clases”.
Por lo tanto una vez que se arregle la bomba “y que el sistema de alarma, esté sustituido por otro nuevo o reparado…solicitaremos la inspección y luego se librara al uso público y seguramente eso va a acontecer en este mes de junio”.

En declaraciones públicas también dijo que si bien no era su intención encontrar responsables la inspección debió realizarse en la anterior administración.
Martínez comentó que cuando culminó el verano se realizaron “pruebas en todo el sistema de la caldera” y fue “en las últimas semanas se detectó que una bomba no funcionaba
adecuadamente razón por la cual hoy se encuentra en reparación en una metalúrgica de Florida”.
Como un “problema más serio” definió “el mal funcionamiento de una sistema de alarma que tiene que ver con el sistema de seguridad de la piscina que es lo que mide el nivel de agua
en caldera y piscina y el nivel de temperatura lo cual es un asunto bastante más serio”; agregando que también hay algunos problemas en cañería. De manera que hemos preferido tener todas las condiciones de seguridad, deseables para después librar al uso público la piscina.
Téngase en cuenta que a la misma asisten, niños, adolescentes, personas de toda edad, y personal municipal. Los cuales merecen que la administración brinde sus servicios en las máximas condiciones de seguridad.
De manera que a pesar de la inquietud, nosotros decimos primero la seguridad y después se iniciarán los cursos” .