¡ATENCIÓN! Las imágenes pueden herir su sensibilidad.

La persona, que aún no fue identificada, arroja restos de huesos de asado con veneno. Tres animales ya murieron en la zona. Un cuarto fue envenenando este domingo. El contacto del perro se produjo junto a un almacén de la calle Oribe, donde había una bolsa con otros residuos, aunque en la zona se conoce plenamente que el recolector no pasa en día domingo.

Hace algunos días, otro animal, propiedad de la dueña del comercio, también pereció en solo 10 minutos.

Este domingo, una niña concurrió al almacén con su perra que, tras un mes de estar encerrada por parir, salía con la menor como costumbre de acompañamiento. Allí corrió hacia la bolsa y al solo contacto, comenzó con las reacciones que se ven en el video a continuación.

El can está registrado y debidamente controlado en la red de veterinarias de Florida que, ante el llamado de urgencia, respondieron en forma inmediata y confirmaron el envenenamiento por parte del animal.

Entre el llanto de varios niños y la preocupación de padres de la zona, una médica veterinaria y su asistencia socorrieron al animal que ahora se encuentra internado.

Por su parte los vecinos, anunciaron que radicarán la denuncia por el caso en la Dirección de Higiene de la intendencia.

Prevenimos a los vecinos de la calle Oribe en la zona del barrio Prado Español, principalmente donde se registre la presencia de menores de edad.

Anuncios