Crudo relato de joven violada por su padre: “me dijo que tenía una bala para mi madre”


JUZGADO FLORIDALa declaración de la joven abusada por su padre es dramática. La adolescente sufre los abusos desde su primera menarca a los 12 o 13 años de edad. Convivía en ese entonces junto a su madre y hermanos, además de su depravado padre.

Respecto a la primera situación que recuerda, la joven relató “(…) estábamos solos…D. había salido a la cancha… mi madre en una iglesia con S… mi hermana en campaña… ese día la dejó ir con ella (…) él se puso en la ventana para ver si veía venir a D. (y) ahí me empezó a tocar y eso…y ahí abusó mío”.

La adolescente manifestó que el episodio implicó penetración vaginal, sin el uso de preservativo.

En cuanto a los demás episodios, expresó que sucedían los domingos, cuando su madre no se encontraba, cuando se quedaba a solas con su padre, cuando enviaba a D. a buscar algo y en el auto.

Relató además que, en ocasiones, su progenitor empleaba violencia: “(…) varias veces me tiró con lo que tenía en la mano”.

Asimismo, refirió sobre las amenazas por parte de su padre: “yo una vez le dije que me dejara…porque iba a denunciarlo y él me dijo que iba a decir que yo inicié todo… Yo tenía miedo. Porque había un revólver y cuchillos en la casa (…)”.

El violador amenazó además a su víctima con matar a su madre. “Me dijo que tenía una bala para mi madre…que a veces tenía ganas de dispararle…acuchillarla o ponerle una almohada”.

Una detallada pericia psicológica practicada a la víctima, consigna además el sufrimiento por el que pasó.

Por lo anteriormente expuesto se observan indicadores psicológicos asociados con situaciones de abuso sexual. La adolescente presenta un relato con coherencia interna, con detalles del contexto tanto superfluos como centrales, así como interacciones y diálogos. (…) La afectividad observada es concordante con el relato y se observan indicadores emocionales significativos como el temor, vivencias de estigmatización y angustia, síntomas de re experimentación de los episodios referidos y de evitación”, concluye parte del escrito.

Ahora, el despreciable ser que abusó de su hija, está en prisión.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s