Cardal fue una fiesta. Más de 300 personas en cancha y otros tantos expectantes, esperando por un clásico, y también por la clasificación. Y se dio. Y lo selló con goleada. Porque con 6 goles contra 0 a Barrio Viña, conquistó lo que tanto deseaba: campeonato y ascenso.

Y eso que faltaban dos fechas. Pero el “dieci” no desaprovechó nada. Anticipó goleada, triunfo y el retorno a una A floridense que, al menos en Cardal, ya lo recibió con caravana y todo. Acá, las imágenes de la tarde albirroja, de la mano de futbolflorida.com

 

 

Anuncios